EnglishFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified



Un autógrafo atribuido a Gardel






na vez más -ya sin asombro-, me veo en la triste necesidad de alertar respecto de  la venta de supuesto autógrafo de Gardel fechado en Nueva York el 28 de febrero de 1928.




Como es habitual, imágenes parciales ofrecen detalles:

Obsérvese la dedicatoria: "New York 2-28-28"

La descripción del artículo asegura  que se trata de una "foto original de Carlos Gardel, firmada por él en 1928, en la ciudad de New York". Presumo que la mención al "sello de la auditoría (Uruguay)" se refiere en realidad al sello del estudio fotográfico de José María Silva, de la ciudad de Montevideo.



Si bien la letra y la firma parecieran auténticas, hay elementos indiscutibles y contundentes para poner en dudas su legitimidad: 

1) La foto fue tomada cuatro años después.

En el libro "José María Silva, el fotógrafo de Gardel"(1), Juan Antonio Varese lleva al papel las memorias del anciano amigo del Cantor y ordena su frondoso archivo fotográfico. Así, en el capítulo 4 "Los Retratos de Gardel", página 87, reproduce la foto que motiva el presente artículo con el siguiente epígrafe: "Carlos Gardel en 1933 (Archivo Silva)"



Sin lugar a dudas, se trata de la misma  del "autógrafo" de 1928:






































Para satisfacer la curiosidad de quienes se preguntan cómo era Gardel en 1928 y si es posible que don José María Silva se hubiese confundido de fecha, reproducimos otra página de su libro:














































2) Gardel conoció Nueva York el 28 de diciembre de 1933:

La propuesta para actuar en Nueva York surgió entre julio y agosto de 1933, durante la visita que realizara a Buenos Aires el músico Hugo Mariani, por entonces al frente de la orquesta estable de la NBC. 
Mariani arribó a Estados Unidos el 13 de setiembre y diez días después Armando Defino, apoderado de Gardel, recibió el siguiente telegrama:
"Firmado contrato National Broadcasting, condiciones anunciadas, debiendo empezar principios enero. Conviene preparar inglés. Va carta. Saludos. Hugo Mariani"







El 7 de noviembre el cantor se embarcó rumbo a Europa, festejó su cumpleaños en París y el 20 de diciembre abordó el vapor "Champlain" rumbo a Nueva York, ciudad a la que llegó el 28 de diciembre.
Nunca antes había estado allí. De haber sucedido, habría quedado registrado en Migraciones y constaría en alguno de sus pasaportes que aún se conservan.

3) Los argumentos del vendedor carecen de sustento:
El vendedor asegura que Gardel viajó de incógnito a Estados Unidos en 1928 y que "evitó la prensa". Sin embargo, ése es uno de los años que más se conoce de su vida, debido a su intensa labor artística. He trabajado sobre el tema junto a M. Georges Galopa (Vicepresidente de la Association Carlos Gardel de Toulouse) en un artículo que reconstruye gran parte de ese año y al que agrego que el Cantor permaneció en Europa hasta mayo de 1929, cuando embarcó en el "Comte Verde" rumbo a Buenos Aires, ciudad a la que arribó el 17 de junio (2).

Del destinatario del autógrafo, Sr. Carlos Nizzola, nada se sabe. No lo mencionan amigos ni colaboradores de Gardel en sus testimonios y no figura en los registros de ingreso a Estados Unidos

El Departamento de Migraciones de Estados Unidos no registró el ingreso de ningún Carlos Nizzola.



Lo mismo sucedió con las búsquedas en el Centro de Estudios Migratorios de Latinoamérica CEMLA, de manera que estaríamos frente a un norteamericano que nunca salió de su país. En este caso, es curioso que lleve por nombre Carlos y no Charles y que Gardel le escribiera la dedicatoria en castellano y no en inglés.
Por último, la búsqueda en los sitios web de genealogía tampoco arrojaron resultados compatibles con la información disponible, que permitan confirmar al menos su existencia.



El nivel de inglés de Gardel era suficiente para dedicar una foto, aunque para sus admiradores de la colonia latina siguió utilizando el castellano. Tal pudo ser el caso del Sr. Nizzola, aunque su ausencia en los registros migratorios impide conocer sus datos personales, fecha de arribo a Nueva York y de regreso a su país de origen (Argentina?) y toda otra información que contribuya a reconstruir las circunstancias que rodearon al supuesto autógrafo.


Es posible que sólo se trate de un error involuntario: "Para mí Gardel repitió el 28 sin querer al autografiar la foto (el 2 está medio raro)", sugiere alguien. Pero los "para mí" que no ofrecen el respaldo de la correspondiente información técnica no siempre son atendibles.

En esta época de escáneres e impresoras 3D y teniendo conocimiento de "réplicas" más complejas que una foto, me he permitido señalar la información reñida con la historia fundamentando cada una de mis opiniones.

Ana Turón
Azul, febrero 26 de 2017



(1) I.S.B.N. 997459084-1. Ediciones Santillana - Fundación Banco de Boston. Montevideo, Uruguay, 1997
(2) Véase "Historia Artística de Carlos Gardel" Estudio Cronológico, de Miguel Ángel Morena, Editorial Corregidor. Bs. As., 2008